Conductor Precavido
Interactuar con Otros Conductores para Evitar la Conducción Distraída

Evitar la Conducción Distraída: Interactuar con Otros Usuarios de Carretera

Updated 27 de Enero de 2021

Si un conductor no tiene una vista clara o no puede anticipar las acciones de otro conductor en la carretera, el entorno de manejo se volverá más peligroso para todos los usuarios de carretera. Para crear un escenario seguro en donde el tráfico pueda compartir el camino en armonía, debes comportarte de manera tal que les permita a los demás conductores prepararse para los cambios de carril, giros y paradas que quieras hacer.

Sin una comunicación eficaz entre los automovilistas sería imposible predecir el movimiento de los demás vehículos y transitar la carretera de forma segura. Imagina que los conductores alrededor no se comuniquen. Tendrías que lidiar con vehículos que dan vuelta a través de tu camino y vehículos nuevos que entran a tu carril sin previo aviso. Mantener una velocidad y distancia de seguimiento seguras sería imposible, ya que no sabrías cuándo o dónde podría parar el tráfico que va adelante.

Los automovilistas atentos y conscientes piensan cómo sus acciones afectarán a los demás conductores y se esfuerzan para tener un comportamiento considerado en todo momento. No se trata solo de ser amable. Es una cuestión de seguridad.

Reglas básicas de comunicación

Todos los conductores deben comunicar sus intenciones de modificar el rumbo o cambiar de velocidad antes de llevar a cabo estas acciones. Habrá ocasiones en las que deberás comunicar la presencia de un peligro en la carretera o llamar la atención hacia la ubicación de tu vehículo. A continuación presentamos algunas reglas básicas:

  1. Activa el indicador de dirección izquierdo o derecho cuando quieras entrar o salir de una autopista, girar, cambiar de carril o incorporarte a un nuevo carril de tráfico.
  2. Activa las luces de frenos tocando el pedal del freno cuanto quieras reducir la velocidad o detenerte.
  3. Activa la luz de emergencia para advertir a los demás conductores sobre un peligro cercano.
  4. Activa las luces delanteras en la oscuridad o en condiciones de baja visibilidad para advertir a los conductores sobre la presencia de tu vehículo.

Para una explicación más detallada sobre las reglas y técnicas de señalización, consulta el módulo “Señalizar” de la sección de Maniobras de Manejo.

Utilizar señales manuales

En caso de que los intermitentes estén rotos o funcionen mal, debes comunicar tus intenciones hacia los otros usuarios de carretera con señales de mano. Puedes señalizar tu intención de girar a la izquierda, girar a la derecha o reducir la velocidad en la ventana del conductor, extendiendo tu brazo izquierdo hacia afuera, doblado y apuntando hacia arriba o doblado y apuntando hacia abajo, respectivamente.

Debes aprender las señales manuales apropiadas aun si nunca las necesites usar, ya que podrías encontrarte con otros automovilistas o ciclistas que sí las utilizan. Toma en cuenta que en los días con mucha luz en que las señales de luces no se pueden ver con facilidad, podría ser útil complementar las luces con las señales manuales para asegurarte de que los demás usuarios de carretera puedan anticipar tus intenciones.

Sincronizar tus señales

Sincronizar tus señales de forma adecuada es fundamental para una comunicación efectiva. Debes activar tus señales lo suficientemente antes para que otros automovilistas tengan tiempo de verlas y prepararse para tu maniobra, aunque no con tanta anticipación como para malinterpretar tus intenciones.

La ley en la mayoría de los estados especifica que los conductores deben empezar a señalizar al menos 100 pies antes de un giro, cambio de carril o parada. Debes consultar con tu manual de manejo para conocer los detalles a nivel local, ya que la distancia mínima para señalizar en tu estado puede llegar a ser de hasta 200 pies antes de un giro.

Una vez que completes tu maniobra, desactiva los intermitentes de inmediato. Los otros conductores se confundirán acerca de tus intenciones si las luces siguen encendidas en momentos inadecuados.

Utilizar la bocina

La bocina de tu vehículo se debe usar solo para advertirles a los demás usuarios de carretera sobre un peligro inmediato. No utilices la bocina para saludar a otros conductores o para expresar frustración, ya que esto podría asustar a los usuarios de carretera cercanos y crear una situación peligrosa que no existía anteriormente.

Aquí tienes algunos ejemplos de cuándo es adecuado tocar la bocina:

  1. 1

    Un conductor adelante de ti está retrasando el tráfico en un semáforo ya que no ha notado que la luz se puso en verde.

  2. 2

    Estás a mitad de camino en una intersección y ves que otro conductor ingresa en una ruta que se cruzará con la tuya o la de alguien más.

  3. 3

    Un conductor está manejando en sentido equivocado en una calle por error.

  4. 4

    Has perdido el control de tu vehículo y no puedes detenerte de forma segura.

  5. 5

    Te estás aproximando a una intersección, curva o colina ciegas.

La mayoría de las situaciones no requieren más que un ligero toque de la bocina para llamar la atención hacia ti o hacia la situación peligrosa. Trata de evitar tocar la bocina de manera agresiva, ya que esto asustará o enojará a los demás conductores y hará que una situación riesgosa empeore.

Comunicación a través de las posiciones de carril

Los otros automovilistas pueden determinar mucho acerca de tus intenciones solo con observar tu comportamiento de manejo y tu ubicación en la carretera. Por esta razón, es importante adoptar una posición de carril apropiada según tus intenciones. De otra forma, podrías hacer que los otros conductores piensen que quieres girar cuando en realidad deseas seguir recto o viceversa.

Esto es lo que dicen las posiciones de carril a los demás conductores sobre tus intenciones:

  1. La posición de carril 1 indica que mantienes el rumbo y la posición.
  2. La posición de carril 2 indica que te estás preparando para girar a la izquierda o hay un peligro en la carretera adelante.
  3. La posición de carril 3 indica que te estás preparando para girar a la derecha o hay un peligro en la carretera adelante.
  4. Las posiciones de carril 4 y 5 indican que estás cambiando de carril o hay un peligro en la carretera adelante.

Las posiciones de carril 2, 3, 4 y 5 podrían indicar que estás planeando una maniobra O que hay un peligro en la carretera. El uso adecuado de los intermitentes y las señales manuales hará que los otros conductores sepan de qué se trata. Por ejemplo, si asumes la posición de carril 2 y activas el indicador de dirección izquierdo, los demás automovilistas sabrán que te preparas para girar. Sin el intermitente, anticiparán que hay un peligro adelante.

A veces, la comunicación efectiva puede ser tan simple como asegurarte de que estés en el carril correcto. Por ejemplo, los automovilistas que esperan en una intersección esperarán que todos los vehículos en el carril central de giro a la izquierda den vuelta a la izquierda. Si un conductor en el carril central para girar a la izquierda sigue en línea recta, sorprenderá a los otros automovilistas y podría causar una colisión.

La importancia del contacto visual

El contacto visual y los gestos con la mano son herramientas de comunicación extremadamente efectivas en distancias cortas. Hacer contacto visual con otros usuarios de carretera en una intersección puede asegurar de que reconozcan tu presencia y traten de ceder el paso. De igual manera, puedes usar el contacto visual y los gestos para mostrarles a otro automovilista o a un peatón que los has visto y que les permites avanzar. Usar el contacto visual es importante, ya que las colisiones pueden darse cuando malinterpretas las intenciones de otra persona o ellos malinterpretan las tuyas.

Prepárate para los errores

Ya sea por distracciones, ignorancia o un comportamiento irresponsable, la mayoría de los conductores cometen errores de comunicación en un algún momento. Nunca debes asumir que otro conductor ha entendido tus intenciones o que han comunicado las suyas de forma eficaz. Debes estar preparado para los errores y evitar que te tomen por sorpresa.

Por ejemplo:

  • Un conductor puede activar el intermitente por error u olvidar desactivarlo después de un giro. No asumes que el otro automovilista dará vuelta solo porque tiene el indicador de dirección encendido.
  • Un conductor puede olvidarse de comunicar sus intenciones con los intermitentes o no darse cuenta de que la luz no está funcionando. No asumes que un vehículo que no muestra las señales de luces seguirá su rumbo actual.

No podemos predecir con precisión el comportamiento de los demás automovilistas todo el tiempo. Lo que podemos hacer es formar la “mejor suposición” sobre la acción que es más probable, según su posición en la carretera, las señales de luces, el contacto visual y los gestos. Es esencial que siempre dejes suficiente espacio para reaccionar y evitar una colisión en caso de que tu suposición sea errónea.

¿Pasarías un examen de manejo hoy?

¡Descúbrelo con nuestro test gratis!

HAZ UN EXAMEN

¿Te gusta el artículo? ¡Dános 5 puntos!

Pulsa una estrella para añadir tu voto

5.0 de 5 estrellas en base a 3 votos.

Sigue con otros módulos

Lidiar con las Distracciones al Conducir
Evitar Distracciones al Conducir 1 of 13

Conducción Distraída

Si bien se pueden evitar algunas distracciones, no hay forma de eliminar todas las posibles distracciones de un entorno de manejo. Por tanto, debemos saber manejarlas de forma segura cuando ocurran.

Riesgos de la Conducción Distraída
Evitar Distracciones al Conducir 2 of 13

Riesgos de la Conducción Distraída

Cualquier actividad que realices que no tenga una relación inmediata con la tarea de conducción se considera una distracción. Esto incluye actividades relacionadas con el viaje como ver un mapa o usar un dispositivo de navegación. Más allá de lo importante que consideres esa actividad, controlar tu vehículo y monitorear la carretera requieren de total atención y deben tener prioridad.

Base Cognitiva de la Conducción Distraída
Evitar Distracciones al Conducir 3 of 13

Base Cognitiva de la Conducción Distraída

Aunque a menudo podemos sentir estamos realizando dos o más tareas al mismo tiempo, no es así, ya que el cerebro humano es físicamente incapaz de hacerlo. Esto significa que siempre estarás trabajando con una tarea a la vez. Al conducir y efectuar una actividad de distracción como comer o peinar tu cabello, tu mente no estará enfocada en el manejo, al menos durante un tiempo.

Review
Conductor Precavido 6 of 12

Habilidades Mentales para Manejar

El trío “visión, memoria y entendimiento” te permite analizar y tomar decisiones dependiendo de toda la información que reciben tus ojos al conducir. Si no recibes la información visual precisa debido a un problema de visión o no tienes la información de memoria relevante almacenada en tu cerebro para entender lo que has visto, es posible que no respondas a los peligros de la carretera adecuadamente.

Conductor Precavido 7 of 12

Propiocepción y Kinestesia

Si bien la mayor parte de la información que recibimos al conducir es visual, nuestros otros sentidos también son importantes. Además de la vista, nuestro cerebro recopila información sobre el mundo que nos rodea a través del oído, el olfato, el gusto y el tacto.

Conductor Precavido 8 of 12

Objetivos Visuales

Los objetivos visuales se crean al enfocar tu atención en objetos estacionarios que están de 12 a 20 segundos adelante de tu vehículo. A medida que te acercas al objetivo visual, debes seleccionar un nuevo objeto fijo en esa ventana de 12 a 20 segundos y repetir el proceso continuamente a medida que te mueves en la carretera.

Conductor Precavido 9 of 12

Patrones Visuales de Búsqueda

Saber dónde mirar y por cuánto tiempo puede ser confuso para los conductores nuevos, especialmente cuando hay tanto que controlar dentro del automóvil, justo frente al vehículo y 20 segundos adelante sobre la carretera. Para un manejo seguro necesitarás adoptar un método sistemático y eficiente para escanear visualmente tu entorno.

Conductor Precavido 10 of 12

Distancia de Seguimiento Segura

Es imposible manejar de manera segura y atenta sin dejar un espacio suficiente entre tu vehículo y el automóvil adelante de ti. Mantener una distancia de seguimiento adecuada es crucial para maximizar tu vista de la carretera adelante.

Conductor Precavido 11 of 12

Los Efectos de la Velocidad

Como conductor atento, mantener la velocidad al mínimo es una de las mejores tácticas para reducir el riesgo que puedes utilizar. A medida que aumenta la velocidad a la que viajas, lo mismo sucede con el peligro al que te expones y los desafíos que enfrentas.