Conducir en Diferentes Entornos
Riesgo en Escenarios de Manejo

Riesgo en Escenarios de Manejo: Adaptar tu Comportamiento de Conducción por Seguridad

Updated 19 de Enero de 2021

Según la Administración Federal de Carreteras, hay más de 4 millones de millas de carretera en los Estados Unidos, una cifra que crece casi a diario. Muchos tipos de caminos diferentes conforman el sistema de transporte de carretera y cada uno presenta a los conductores un conjunto único de desafíos.

Estos tipos de carretera se pueden organizar en tres categorías.

  1. 1

    Carreteras locales.
    Incluyen carreteras urbanas, suburbanas, residenciales y rurales. La mayoría de las carreteras locales tienen límites de velocidad bajos, carriles más estrechos y son utilizadas por automovilistas que viajan hacia y desde sus casas.

  2. 2

    Arterias.
    Estas vías más transitadas incluyen carreteras, avenidas y autopistas del condado. Se conectan con las carreteras locales, lo que facilita el tránsito entre diferentes comunidades y ciudades.

  3. 3

    Autopistas de acceso limitado.
    También conocidas como freeways o expressways, estas carreteras son las vías principales que conectan todos los estados y ciudades principales del país. Las autopistas de acceso limitado son carreteras amplias y de alta velocidad, con entradas y salidas solo en los entronques o intercambiadores viales.

Los desafíos que enfrentas al conducir dependen en gran medida del tipo de carretera que usas y de si esa carretera está en un entorno urbano o rural. Como parte de tu entrenamiento de manejo debes aprender a identificar los riesgos asociados a cada escenario de conducción y actuar de forma preventiva para evitar el peligro.

Los diferentes escenarios de manejo se incluyen en una de las cuatro categorías de riesgo: controlado, bajo, moderado y complejo. Varios factores influyen en la clasificación de una carretera, entre ellos:

  • El número de carriles.
  • El volumen del tráfico que usa la carretera.
  • La presencia y eficiencia de las intersecciones, señales, semáforos y otras medidas de control de tráfico.
  • La cantidad de distracciones que pueden experimentar los conductores.
  • El diseño de la carretera.
  • La consistencia del espacio disponible para los conductores.
  • El número de obstrucciones que limitan la vista.

Escenarios de riesgo controlado

Muy pocos escenarios de manejo califican como “riesgo controlado”. Cuando practicas las maniobras de manejo en un estacionamiento vacío o en una propiedad privada, esto se considera un entorno de riesgo controlado. Sin otros automovilistas y riesgos de carretera comunes a tu alrededor, puedes conducir con un riesgo muy bajo sin temor de conflicto. Toma en cuenta que incluso los escenarios de riesgo controlado no son 100% seguros, ya que un automovilista podría ponerse en peligro con maniobras irresponsables o manejando demasiado rápido.

Escenarios de bajo riesgo

Las carreteras de dos carriles relativamente tranquilas en áreas rurales, suburbanas o urbanas pueden calificar como escenarios de bajo riesgo. Estas carreteras típicamente tienen un límite de velocidad alrededor de 25 a 35 mph, aunque esto varía de un estado a otro. Consulta el manual de manejo para obtener la información local. Las bajas velocidades y el poco volumen de tráfico permite a los conductores una vista despejada de la carretera adelante y tiempo suficiente para identificar los peligros potenciales. Los riesgos que puedes enfrentar en un entorno de riesgo bajo incluyen:

Escenarios de riesgo moderado

Aumenta el límite de velocidad o el volumen de tráfico en una carretera y también aumentará el riesgo involucrado. Los escenarios de riesgo moderado se encuentran en áreas urbanas, rurales y suburbanas con límites de velocidad típicos de 45 a 60 mph. Aquí puedes encontrar más usuarios de carretera ocupando la vía, intersecciones menores, múltiples carriles y un mayor número de distracciones que en un entorno de bajo riesgo. En los escenarios de riesgo moderado también podrías encontrar conflictos de derecho de paso. Los automovilistas deben permanecer alertas para conducir de manera segura en estas calles.

Escenarios de riesgo complejo

En los escenarios de riesgos complejos, los automovilistas enfrentan múltiples distracciones, tráfico pesado, obstrucciones de la línea de visión, conflictos de derecho de paso y, con frecuencia, altas velocidades. Peor aún, estas condiciones suelen ser impredecibles y pueden cambiar sin previo aviso. Los choques que ocurren en los entornos de riesgo complejo por lo general tienen consecuencias más graves que aquellos que suceden en un ambiente de menor riesgo. Los escenarios de riesgo complejo incluyen:

  • Autopistas principales con límites de velocidad de hasta 85 mph (consulta el manual de conducir para saber los límites de velocidad en autopista de tu área).
  • Intersecciones urbanas y suburbanas.
  • Carreteras de múltiples carriles muy transitadas.

Manejar de manera segura en un entorno de riesgos complejos requiere de un monitoreo constante de la carretera alrededor de tu vehículo, además de ajustes de velocidad y la posición de carril regularmente.

¿Pasarías un examen de manejo hoy?

¡Descúbrelo con nuestro test gratis!

HAZ UN EXAMEN

¿Te gusta el artículo? ¡Dános 5 puntos!

Pulsa una estrella para añadir tu voto

5.0 de 5 estrellas en base a 4 votos.

Sigue con otros módulos

Conducir en la Ciudad
Manejar en Zonas Urbanas 1 of 5

Conducir en la Ciudad

Los conductores nuevos no suelen darse cuenta del desafío que representa conducir en la ciudad. Puede que no estés viajando a altas velocidad al manejar en un área metropolitana concurrida pero tendrás poco tiempo para detectar y reaccionar ante las situaciones peligrosas. Es fácil distraerse y cometer errores peligrosos conduciendo al lado de tantos automovilistas, peatones, autobuses, camionetas repartidoras y ciclistas, en lugares tan cerrados.

Peligros de Conducir en la Ciudad
Manejar en Zonas Urbanas 2 of 5

Peligros de Conducir en la Ciudad

Hay pocos escenarios de manejo más desafiantes que las áreas urbanas concurridas. Al conducir en la ciudad debes compartir el camino de manera segura con todo tipo de tráfico y peatones. Además, lidiarás con una gran variedad de obstáculos y dispositivos de control de tráfico. Como hay tanta información que procesar al manejar en la ciudad, se suelen pasar por alto los peligros.

Estrategias para Manejar en Zonas Urbanas
Manejar en Zonas Urbanas 3 of 5

Estrategias para Conducir en la Ciudad

Con tantos otros usuarios de carretera y peligros con los que lidiar, conducir en la ciudad puede ser estresante y riesgoso. Conducir en la ciudad de manera segura depende de tu habilidad para detectar peligros y reaccionar de forma adecuada. Con el entrenamiento apropiado siempre podrás tener tiempo para evitar un accidente.

Review
Camiones, Autobuses y Vehículos de Emergencias 2 of 4

Compartir el Camino con Autobuses

La definición precisa de un autobús varía un poco de un estado a otro, aunque es seguro asumir que cualquier vehículo utilizado para transporte de pasajeros que esté diseñado para llevar más de diez personas califica como tal. Analizaremos los desafíos de compartir el camino con autobuses regulares y autobuses escolares.

Camiones, Autobuses y Vehículos de Emergencias 3 of 4

Compartir el Camino con Vehículos de Emergencia

Los automovilistas deben tener cuidado cerca de conductores de vehículos de emergencia, ya que están exentos de cumplir con las reglas de carretera estándar cuando activan las sirenas y luces. Esto los hace increíblemente impredecibles.

Camiones, Autobuses y Vehículos de Emergencias 4 of 4

Compartir el Camino con Vehículos Lentos

Los vehículos lentos son aquellos designados para operar a una velocidad de 25 mph o menor, como los vehículos agrícolas, vehículos tirados por animales, vehículos de mantenimiento de carretera y equipo motorizado de construcción. Por ley, los vehículos de movimiento lento deben mostrar un emblema de triángulo naranja en la parte trasera para advertir sobre su baja velocidad a los usuarios de carretera que se aproximan por detrás.

Trenes y Cruces Ferroviarios 1 of 2

Compartir el Camino con Trenes

Las colisiones entre vehículos y trenes suelen ser catastróficas. Los conductores deben saber el tremendo riesgo al que se exponen al intentar ganarle a un tren en un cruce o conducir alrededor de las puertas de seguridad. Comprende los riesgos y evita lesiones en los cruces ferroviarios.

Trenes y Cruces Ferroviarios 2 of 2

Reglas de Seguridad de Cruce Ferroviario

Cruzar las líneas del tren es increíblemente peligroso, ya que debido al tamaño y el peso de los trenes los automovilistas siempre saldrán con la peor parte en caso de colisiones. No te aventures ni tengas un comportamiento riesgoso cerca de las intersecciones de vías férreas y autopistas. En estas situaciones, la poca paciencia o la falta de concentración podrían costarte tu vida y las vidas de tus pasajeros.

Conducir en Diferentes Entornos 1 of 2

Manejar en Diferentes Escenarios

Controlar el vehículo no es la única batalla que afrontarás al aprender a conducir. Los estudiantes de manejo deben aprender a ajustar su comportamiento de conducción y sus nuevas habilidades de control del vehículo para adaptarse a diferentes escenarios de manejo y mitigar los riesgos que conllevan. El tipo y nivel de peligro al que te expones al manejar puede cambiar decenas de veces en un solo viaje corto.