Mantenimiento del Vehículo
El Sistema de Combustible en Tu Automóvil

El Sistema de Combustible en Tu Automóvil: Averías Comunes y Mantenimiento

Updated 5 de Febrero de 2021

El sistema de combustible de tu vehículo es responsable de almacenar, filtrar y suministrar gasolina al motor, donde se puede encender para crear energía. Los componentes principales del sistema de combustible son el tanque de gasolina, las líneas de combustible, la bomba de combustible, los filtros y los inyectores de combustible. Juntos, coordinan el envío de combustible y aire a los cilindros del motor del vehículo. Si un componente del sistema de combustible deja de funcionar como debería, todo el proceso de suministro de combustible se verá comprometido. Al igual que los otros sistemas de tu automóvil, el sistema de combustible requiere de mantenimiento de forma regular para mantener todo limpio y funcionando de manera eficiente.

Almacenamiento y entrega de combustible

En la mayoría de los vehículos de pasajeros, el tanque de gasolina está situado cerca de las llantas traseras. Las capacidades del tanque de combustible varían de un vehículo a otro. Un automóvil pequeño típico puede contener alrededor de 12 galones de gasolina, mientras que los vehículos más grandes habitualmente tienen 15 o 16 galones. La mayoría de los vehículos modernos están construidos con tanques de gasolina hechos de plástico de alta densidad, que es estructuralmente sólido y resistente al desgaste. El acero y el aluminio también se usan para hacer tanques de gasolina, aunque es más común entre los vehículos más antiguos. Los tanques de gasolina de metal son propensos a oxidarse, por lo que es útil saber si tu automóvil tiene uno de estos.

Junto al tanque de gasolina está la bomba de combustible, que succiona la gasolina del tanque y la lleva a través de las líneas de combustible hacia el motor. Este importante componente también es responsable por mantener el combustible a una temperatura segura y ejercer presión sobre todas las líneas de combustible.

Mezcla de aire y combustible

Como el combustible no se puede quemar sin oxígeno, la gasolina se debe combinar con aire limpio antes de ser inyectada a la cámara de combustión. La mezcla de aire y combustible se mide con precisión para lograr una combustión consistente y maximizar la eficiencia del combustible. Este proceso es gestionado por el carburador o por los inyectores de combustible, dependiendo del diseño del sistema de combustible de tu vehículo.

Los carburadores con menos eficientes y por lo general se encuentran en los vehículos más antiguos. Este componente en forma de tubo conecta la línea de combustible con los cilindros del motor. Como la gasolina viaja a través de la línea de combustible, pasa a través de una sección estrecha de tubería antes de ingresar al carburador. Esto crea un ambiente de baja presión que provoca que el aire sea succionado hacia el carburador a través de una válvula de su lado, donde se combina con el combustible. Esta mezcla es enviada al cilindro del motor para la combustión.

Los vehículos modernos suelen tener inyectores de combustible controladas electrónicamente, que son mucho mejores para lograr el porcentaje ideal de aire y combustible. A medida que se extrae gasolina de la línea de combustible, el inyector de combustible la atomiza y la fuerza a través de una boquilla en forme de aguja de alta presión. Como la mezcla de combustible y aire se puede medir de forma precisa y consistente, los inyectores de combustible permiten una mejor eficiencia de combustible y ayudan a mantener la salud de todo el sistema de combustible. Los vehículos con inyectores de combustible suelen ser más confiables y requieren menos mantenimiento.

Sin importar si tu vehículo utiliza un carburador o un inyector de combustible, la mezcla de aire y combustible pasa a través de un colector para llegar a las válvulas de admisión del cilindro. El trabajo del colector es suministrar la combinación de aire y combustible a los cilindros, asegurándose de que cada cilindro revisa exactamente la misma cantidad.

Filtrado de combustible

Cuando se expone a presión alta y calor, la gasolina reacciona para crear depósitos microscópicos de carbono. Esto puede ocurrir y provocar una acumulación de sedimentos en cualquier parte del motor del vehículo y el sistema de combustible, aunque es particularmente problemático alrededor de las tuberías y boquillas estrechas que se pueden bloquear fácilmente. Las impurezas de la gasolina también pueden contribuir a los bloqueos del sistema de combustible. Afortunadamente, el combustible en Estados Unidos se puede vender solo si cumple con estándares mínimos de pureza y tiene químicos añadidos para minimizar los depósitos de carbono. Sin embargo, con el tiempo pueden aparecer acumulaciones de depósitos y provocar daños incalculables al sistema de combustible y el motor.

El sistema de combustible tiene filtros a lo largo de la línea de combustible y cerca del sistema de inyección, que están diseñados para eliminar las impurezas y los depósitos de carbono de la gasolina con tal de evitar los bloqueos. Estos se deben cambiar regularmente, según la frecuencia recomendada en el manual de propietario del vehículo.

Filtrado de aire

El aire utilizado en la mezcla de aire y combustible que alimenta el motor de tu automóvil se extrae del entorno fuera del vehículo. Como este aire ingresa al compartimento del motor a través de una rejilla en la parte delantera del cofre, tendrá polvo, suciedad y otras partículas de la carretera. Los filtros de aire del motor deben eliminar estas impurezas antes de que el aire se pueda mezclar con el combustible. Al igual que los filtros de combustible, los filtros de aire del motor se deben reemplazar con cierta regularidad. Con el tiempo, se volverán menos eficientes y podrían permitir que partículas dañinas pasen hacia el motor.

Fugas de combustible

Si bien el sistema de combustible del vehículo está diseñado para ser seguro y soportar un desgaste pesado, las fugas de combustible pueden ocurrir si los componentes del sistema no reciben un mantenimiento adecuado. Como la gasolina es increíblemente inflamable y suelta gases dañinos, incluso las filtraciones menores en cualquier parte del sistema son extremadamente peligrosas. El tanque de gasolina, las líneas de combustible, la bomba de gasolina y el inyector de combustible se deben revisar de forma regular para evitar fugas peligrosas. Asegúrate de poner la tapa del tanque de gasolina de manera correcta cada vez que recargues gasolina, ya que las tapas sueltas pueden provocar filtraciones de combustible.

Nunca manejes un automóvil que podría tener una fuga de combustible. Si hueles gasolina en el compartimento de los pasajeros después de rellenar el tanque, haz que un mecánico revise el sistema en busca de filtraciones inmediatamente.

Averías comunes del sistema de combustible

El sistema de combustible de tu vehículo está diseñado para necesitar muy poco mantenimiento más allá de las limpiezas y cambios de filtros ocasionales, como lo recomienda el manual de operación del vehículo. Sin embargo, pueden ocurrir problemas con los componentes del sistema de combustible y, si se dejan desatendidos, llevar a averías graves que requerirán de reparaciones costosas. Aquí, mencionamos tres de las averías más comunes del sistema de combustible y sus señales de advertencia tempranas. Si piensas que puede haber un problema con el sistema de combustible, haz que un mecánico revise tu vehículo de inmediato.

Filtro de combustible sucio

El trabajo del filtro es limpiar las impurezas y los depósitos de la gasolina a medida que es bombeaba desde el tanque de almacenamiento hacia el motor. No deberías tener ningún problema con el filtro de combustible si tienes cuidado de reemplazarlo de forma regular. Con el tiempo, la suciedad y los residuos de combustible bloquean los filtros de gasolina. Si esto sucede, quedará restringido el flujo de gasolina a través de la línea de combustible y el inyector de combustible o el carburador. Si el filtro no se cambia, eventualmente el motor no podrá arrancar del todo.

Afortunadamente, será muy claro rápidamente cuando un filtro de combustible sucio está entorpeciendo el flujo de gasolina hacia el motor. Combustible insuficiente en los cilindros significa menos potencia para el vehículo. Es posible que notes que el automóvil tiene dificultad para mantener la velocidad o que al aplicar presión en el pedal del acelerador se genera una aceleración brusca. No ignores estos síntomas, ya que escalarán rápidamente si el filtro de combustible no se reemplaza.

Avería en la bomba de combustible

Conducir con niveles de combustible bajos puede hacer que la bomba de combustible se desgaste de manera prematura. Las fallas de la bomba de gasolina pueden ser costosas, ya que esta parte no se puede arreglar sino que debe ser reemplazada por completo. Si la bomba deja de funcionar, el combustible no podrá llegar al motor. Esto seguramente dará como resultado que el motor hará contacto pero no podrá arrancar cuando gires la llave en el encendido.

Las señales de advertencia tempranas de una avería de la bomba de combustible son similares a las de un filtro de combustible sucio. El vehículo podría tener dificultad para acelerar, aunque es más probable que esto suceda a grandes velocidades. También puedes escuchar un fuerte sonido de tic-tac o un quejido agudo proveniente del motor cuando está inactivo. Si no se soluciona, una bomba de gasolina defectuosa puede hacer que el motor se apague mientras estás esperando en un semáforo o detenido temporalmente en una fila de tráfico.

Falla del inyector de combustible

Los inyectores de combustible modernos tienen boquillas extremadamente finas que pueden obstruirse fácilmente con impurezas y depósitos de carbono. Si esto ocurre, el motor podría funcionar erráticamente mientras está encendido o inactivo. También podrías notar una aceleración inconsistente y un viaje un poco más irregular cuando transitas a grandes velocidades. Un mayor consumo de combustible es una de las señales de advertencia más tempranas de que el inyector de combustible está teniendo problemas. Si te das cuenta de que estás rellenando el tanque con mayor frecuencia a pesar de que no hay un aumento de millas diarias, puede que sea hora de hacer revisar el sistema de combustible. Los inyectores de gasolina generalmente se pueden arreglar en vez de tener que ser reemplazados, siempre que detectes el problema a tiempo.

Mantenimiento del sistema de combustible

Los filtros e inyectores son los componentes del sistema de combustible que requieren mayor atención. Los filtros tendrán que cambiarse y los inyectores de combustible tendrán que limpiarse según los lineamientos del manual del propietario del vehículo. Toma en cuenta que la frecuencia del servicio mecánico recomendada en el manual de usuario es solo una guía general. Si pasas mucho tiempo conduciendo en áreas construidas dentro de las ciudades, el sistema de combustible tiene más probabilidades de acumular más impurezas y es posible que necesite servicios mecánicos con más regularidad. Si la mayoría de las millas son en viajes largos o en autopistas de alta velocidad, puede que dejes un periodo más largo entre revisiones del sistema de combustible, aunque es mejor no correr este riesgo. Cuanto más temprano observes un problema con el sistema de combustible, menos probable será que te cueste mucho a largo plazo.

¿Pasarías un examen de manejo hoy?

¡Descúbrelo con nuestro test gratis!

HAZ UN EXAMEN

¿Te gusta el artículo? ¡Dános 5 puntos!

Pulsa una estrella para añadir tu voto

5.0 de 5 estrellas en base a 3 votos.

Sigue con otros módulos

El Sistema de Escape en Tu Vehículo
Mantenimiento del Vehículo 4 of 10

El Sistema de Escape

El proceso de combustión interna produce gases residuales que son expulsados de cada cilindro a través de una válvula de escape. Desde allí, el sistema de escape lleva los gases residuales lejos del motor, donde pueden ser expulsados del vehículo de forma segura por el tubo de escape. El mantenimiento del sistema de escape es importante, ya que las fugas pueden crear una acumulación peligrosa de gases tóxicos.

El Sistema Eléctrico en Tu Automóvil
Mantenimiento del Vehículo 5 of 10

El Sistema Eléctrico

Los vehículos modernos dependen de sistemas eléctricos complejos. Los problemas con el sistema eléctrico pueden ser difíciles de diagnosticar, aunque a menudo se pueden arreglar con algo tan simple como un cambio de fusible o una bombilla nueva. Más allá de esto, manipular las partes electrónicas del vehículo suele ser tarea de un técnico capacitado.

El Sistema de Dirección
Mantenimiento del Vehículo 6 of 10

El Sistema de Dirección

El sistema de dirección conecta el volante en el compartimento de los pasajeros con las ruedas delanteras del vehículo. La fuerza de rotación que ejerces sobre el volante se transfiere a la columna de dirección y se convierte en un movimiento giratorio que hace pivotar las ruedas del vehículo de la izquierda o la derecha, dirigiendo el vehículo por la carretera.

Review
Elementos Esenciales 4 of 7

Compartimento del Motor

Ahora es momento de abrir el cofre y familiarizarte con algunas funciones básicas del compartimento del motor de tu automóvil. Eventualmente, tendrás que hacer tareas básicas de mantenimiento como revisar el nivel de aceite o recargar el refrigerante. Te ayudaremos para cuando llegue el momento.

Elementos Esenciales 5 of 7

El Panel de Instrumentos

La parte del tablero que está directamente detrás del volante se denomina panel de instrumentos. Este panel alberga varios medidores y luces que brindan al conductor información importante sobre el estado del vehículo. Es fundamental conocer el panel de instrumentos del vehículo, ya que malinterpretar o pasar por alto algo podría dar como resultado en enorme inconveniente. Por ejemplo, si te quedaras sin combustible y sufres una avería en la carretera.

Elementos Esenciales 6 of 7

Columna de Dirección

Los controles del vehículo están diseñados para que el conductor pueda acceder fácilmente a ellos. En esta guía, te presentaremos los principales controles del vehículo que encontrarás en la columna de dirección. Si bien cada marca y modelo de automóvil es diferente, es probable que estos incluyan la bocina, el interruptor de encendido, los intermitentes, los controles del limpiaparabrisas y el volante.

Elementos Esenciales 7 of 7

Dominar la Potencia

Los pedales en el espacio para los pies del conductor se usan para controlar la cantidad de potencia que pasa del motor a las ruedas. Al manejar esta potencia, puedes aumentar o disminuir la velocidad del automóvil. Cuando te instales en el asiento del conductor de tu vehículo nuevo, asegúrate de que puedas alcanzar los pedales lo suficientemente bien como para presionarlos hasta el piso del auto.

Mantenimiento del Vehículo 1 of 10

Mantenimiento del Vehículo

Los vehículos con buen mantenimiento son vehículos más seguros. Este módulo cubrirá los puntos básicos de los sistemas operativos del vehículo y el mantenimiento general del automóvil. Toma en cuenta que la información que incluimos aquí no debe sustituir la información de mantenimiento del manual del vehículo. Ese manual es siempre el recurso final cuando se trata de comprender y mantener tu automóvil.

Mantenimiento del Vehículo 2 of 10

El Motor y la Transmisión

Existen muchas configuraciones de motor de combustión en el mercado actualmente, aunque todas tienen principios similares. La mayoría de los vehículos modernos tienen motores de 4, 6 u 8 cilindros (V8). Un pistón conecta cada cilindro con el cigüeñal del motor, que convierte la energía térmica del cilindro en energía cinética, de rotación o torque. Esta energía luego se transmite a las ruedas a través de la transmisión y el eje de transmisión.