Conducir Bajo la Influencia del Alcohol
Tasas de Consumo y Eliminación de Alcohol

Tasas de Consumo y Eliminación de Alcohol: ¿Cuándo es Seguro Manejar?

Updated 3 de Febrero de 2021

¿Alguna vez te has preguntado por qué y cómo reacciona tu cuerpo al alcohol? Aquí te presentamos los procesos biológicos que llevan a la ebriedad y el deterioro por el alcohol. Para desarrollar una relación con el alcohol segura y responsable, es útil comprender exactamente a qué estás sometiendo a tu cuerpo cada vez que tomas una cerveza o un trago de licor fuerte.

Además del consumo de alcohol, este módulo analiza la eliminación del alcohol. Esta es la serie de procesos con los que tu sistema se deshace del alcohol y restablece la sobriedad. Cuan rápido y eficientemente el cuerpo de una persona puede eliminar el alcohol depende de varios factores ambientales y genéticos.

La sobriedad no puede influenciarse con duchas frías, café caliente o correr unas vueltas en el campo de fútbol. El paso del tiempo es lo único que te pondrá sobrio. Cuando hayas dejado de tomar alcohol, solo es cuestión de tiempo para que tu sistema lo elimine y tu cuerpo se recupere. Sin embargo, debes entender que el consumo regular o excesivo del alcohol eventualmente te llevará a un daño a largo plazo del que tu cuerpo no se recuperará, incluso cuando estés sobrio.

Consumo de alcohol

Cuando tomas alcohol, tu cuerpo lo asimila a través de la ingestión: pasa por la boca, garganta, estómago e intestinos y es absorbido a través del camino. Hay otras formas de consumo de alcohol y drogas pero las analizaremos más adelante en este módulo. La mayoría de las personas creen que la ingestión es algo que sucede exclusivamente en el estómago y los intestinos pero de hecho el resto del tracto digestivo también juega un papel. Desde el momento en que la bebida alcohólica entra a tu boca, has empezado una reacción en cadena que te llevará a la intoxicación.

La saliva empieza el proceso de digestión, permitiendo que pequeñas cantidades de alcohol entren al flujo sanguíneo directamente a través de una red de pequeños vasos sanguíneos en tu boca y garganta. Este proceso sigue en el estómago, donde la mayor parte del alcohol que absorbes será enviada al cuerpo a través de los intestinos. Aquí, el alcohol cruza la pared del intestino, pasa a la sangre y se transporta al hígado para su procesamiento. En el hígado, las moléculas de alcohol se descomponen en otros químicos que son menos intoxicantes pero pueden ser incluso más peligrosos que el alcohol. Estas nuevas sustancias se liberan de nuevo hacia el torrente sanguíneo.

Tu sistema circulatorio canaliza el flujo sanguíneo hacia cada órgano vital para suministrar oxígeno a los tejidos orgánicos que necesitan funcionar. Por lo tanto, el alcohol que ingresa al torrente también pasará por estos órganos, incluyendo el cerebro. Como el alcohol entra al cerebro, interactúa con las neuronas y altera los neurotransmisores (los químicos que controlan tu estado de ánimo, tus funciones físicas y tus procesos cognitivos). Inicialmente, el alcohol estimulará la liberación de dopamina que se siente bien y crea un sentimiento de felicidad en la mayoría de las personas que empiezan a beber. Luego, comienza a interferir con otros neurotransmisores, creando un efecto menos positivo:

  1. 1

    Glutamato.
    El alcohol se pega al glutamato, impidiendo que haga su trabajo. El glutamato es un efecto excitador de las neuronas y sin él tu cerebro no puede responder a los estímulos con tanta rapidez o eficiencia. Así es como el alcohol hace más lento el tiempo de reacción.

  2. 2

    Ácido gamma amino butírico (GABA).
    El alcohol se une a ciertos receptores, reforzando los efectos del ácido gamma aminobutírico (GABA). El GABA lleva a sensaciones de calma y sueño. Esto afecta todavía más tu tiempo de reacción e interfiere con tu capacidad de pensar con claridad.

Qué tan drásticamente experimentarás estos efectos depende de otros factores como tu edad, peso, experiencia con el alcohol, la ingesta de alimentos y tu estado mental antes de beber alcohol. Los efectos del alcohol y otras drogas en los neurotransmisores de tu cerebro son profundos. Solo se necesita un leve desequilibrio en estos químicos vitales para una persona experimente cambios considerables de humor y personalidad. En este estado, eres capaz de hacer cosas que nunca soñarías con hacer en un estado sobrio normal. Como subirte a tu automóvil e intentar manejar a casa en estado de ebriedad.

Eliminación del alcohol

Tu cuerpo se deshace del alcohol a través de varios procesos biológicos. Aunque alrededor del 95% del alcohol que consumes se elimina con el metabolismo. El pequeño porcentaje restante se expulsa del cuerpo a través de la excreción o la evaporación.

La mayor parte del alcohol se libera del cuerpo una vez que las enzimas del hígado la descompone en otras sustancias químicas. Sin embargo, algunos moléculas de alcohol se liberarán sin cambios a través del sudor, la orina, las lágrimas o la saliva. Por eso las personas que están muy intoxicadas y aquellos que beben regularmente suelen oler a alcohol. ¡Literalmente lo secretan a través de la piel! 

Cuando la sangre pasa por los pulmones, el calor de tu cuerpo hace que parte del alcohol se evapore. Desde tus pulmones, el alcohol se expulsa hacia tu aliento. Este es el alcohol que se mide cuando una persona realiza una prueba de alcoholemia.

¿Qué tan rápido se elimina el alcohol?

La persona promedio elimina el alcohol a un ritmo de 0.015% por ahora. La tasa de eliminación del alcohol varía de una persona a otra a ritmos que van desde 0.013% hasta 0.018%. Esta cifra está relacionada con el metabolismo. Cuanto más rápido sea tu metabolismo, más rápido tu cuerpo procesará y expulsará el alcohol. Las personas con metabolismos más lentos tienen un BAC más alto por más tiempo, incluso cuando consumen la misma cantidad de alcohol que alguien que tiene un metabolismo más rápido.

Además del metabolismo, la tasa de eliminación de alcohol se ve afectada por la genética y tu nivel de experiencia con el alcohol. Una persona que toma regularmente tendrá una tasa de eliminación de alcohol más alta que un bebedor sin experiencia, ya que su cuerpo se habrá adaptado a procesar el alcohol con más eficacia.

Al ritmo de eliminación de alcohol promedio de 0.015%, ¿cuánto tardarás en ponerte sobrio? Eso depende de la concentración de alcohol en la sangre.

  • Un BAC de 0.05% se eliminará en 3.3 horas.
  • Un BAC de 0.08% se eliminará en 5.3 horas.
  • Un BAC de 0.10% se eliminará en 6.7 horas.
  • Un BAC de 0.15% se eliminará en 10 horas.

Tiempo de eliminación

Si decides tomar Y manejar, debes considerar cuánto tardarás en que el BAC llegue por debajo del límite legal de 0.08%. Debes tomar en cuenta esto a la hora de hacer tus planes O dejar tu automóvil en casa.

Ninguna cantidad de alcohol en la sangre es completamente segura, así que sería prudente esperar para eliminar todas las trazas de alcohol antes de ponerte detrás del volante. Si BAC es 0.08% y tu ritmo metabólico es promedio, la eliminación total tardará no menos de 5 horas y 20 minutos. Recuerda que para la mayoría de las personas, un BAC de 0.08% ocurre entre 1.5 y 3 tragos estándar. Si no tienes la disciplina de salir una noche entera, bebe esta cantidad y espera 5 horas para manejar de vuelta a casa, no tomes o no manejes.

¿Pasarías un examen de manejo hoy?

¡Descúbrelo con nuestro test gratis!

HAZ UN EXAMEN

¿Te gusta el artículo? ¡Dános 5 puntos!

Pulsa una estrella para añadir tu voto

4.6 de 5 estrellas en base a 9 votos.

Sigue con otros módulos

Problemas Sensoriales por el Consumo del Alcohol
Conducir Bajo la Influencia del Alcohol 4 of 12

Problemas Sensoriales por el Alcohol

Los efectos del alcohol en tu cerebro empiezan solo minutos después de tomar el primer sorbo de tu bebida. Tu capacidad mental se verá afectada y tus músculos no responderán a las instrucciones con la eficacia habitual. El impacto negativo del alcohol en tu capacidad de manejo será más grave a medida que te emborrachas más.

Problemas Físicos por el Consumo de Alcohol
Conducir Bajo la Influencia del Alcohol 5 of 12

Problemas Físicos por el Alcohol

Mientras el alcohol ataca tu cerebro para causar estragos en tu percepción, capacidad de juicio y habilidades motoras, también afecta directamente otros sistemas importantes. Recuerda de que una u otra forma, el alcohol termina en tu sangre. Desde allí, tiene acceso a cada tejido y órgano vital de tu cuerpo.

La Fisiología de la Conducción Ebria
Conducir Bajo la Influencia del Alcohol 6 of 12

La Fisiología de Manejar Ebrio

Manejar es una actividad que requiere coordinación física, reacciones rápidas, observación precisa y la capacidad de procesar información en eficacia. Como el estado de ebriedad tiene un efecto adverso para estas habilidades, afectará significativamente tu capacidad de conducir de forma segura.

Review
Conducción Afectada: Leyes y Consecuencias 10 of 13

Conducción Ebria Entre los Adolescentes

Los accidentes de tránsito son la causa principal de muerte de adolescentes en los Estados Unidos y el consumo de alcohol entre los menores de edad contribuye al problema. La pregunta es, ¿por qué tantos conductores jóvenes ignoran los riesgos y se ponen al volante después de tomar alcohol?

Conducción Afectada: Leyes y Consecuencias 11 of 13

Leyes de Tolerancia Cero

Todos los estados tienen una ley de tolerancia cero que prohíbe que los menores de 21 años manejen con cualquier cantidad de alcohol en su torrente sanguíneo. Ahora, una persona menor de 21 años con incluso trazas de alcohol en su sangre automáticamente será culpable de conducir bajo la influencia.

Conducción Afectada: Leyes y Consecuencias 12 of 13

Los Efectos de Regular la Conducción Ebria

La restricción y regulación del alcohol ha demostrado ser un arma eficaz contra la conducción ebria en Estados Unidos. La prevalencia de los puntos de control de sobriedad (barricadas en las que los conductores se someten a pruebas aleatorias de intoxicación por alcohol) tuvo una conexión directa con el número de muertes de tránsito relacionadas con el alcohol.

Conducción Afectada: Leyes y Consecuencias 13 of 13

Cómo Proteger Tu Privilegio de Conducir

Dependiendo de tu edad y tu estado de residencia, puede que tomar alcohol y usar ciertas drogas recreativas no sea ilegal. Sin embargo, estos hábitos siempre serán perjudiciales para tu salud y bienestar emocional. Además, aunque tomar alcohol no es lo mismo que conducir en estado de ebriedad, lo primero lleva a lo segundo.

Conducir Bajo la Influencia del Alcohol 1 of 12

Manejar Bajo los Efectos del Alcohol

Beber y conducir es un delito grave. También es una de las cosas más tontas y peligrosas que puede decidir hacer una persona. Si bien las sanciones por tomar y manejar varían un poco de un estado a otro, las reglas sobre DUI son prácticamente idénticas de costa a costa.

Conducir Bajo la Influencia del Alcohol 2 of 12

Concentración de Alcohol en la Sangre (BAC)

Conducir con cualquier cantidad de alcohol en tu cuerpo afectará tus habilidades físicas, tiempo de reacción, visión y capacidad de buen juicio según el ambiente de la carretera. Cuanto más alta sea la concentración de alcohol en la sangre (BAC), más significativos serán los problemas.