¡Háblanos! ¡Haznos saber cómo lo hemos hecho!

Por favor, debes creernos y hacernos caso cuando te decimos que no te dejes llevar por ese sentimiento que te impide ponerte a estudiar para tu examen escrito del DMV en español. Realmente no es necesario que nadie te lo diga, porque seguro que tú ya lo sabes, pero es una actitud muy nociva que te llevará únicamente a malos resultados en tu prueba de Oregon en español y una gran cantidad de frustración. De modo que “ponte las pilas” y comienza a practicar con nuestras pruebas escritas del DMV para Oregon, ¡te aseguramos que te vas a alegrar mucho cuando veas lo que te aportan!

Incluso entendemos que hay una serie de ideas que pueden parecer muy lógicas y que te llevan a dejar un poco de lado esa preparación tan necesaria para tu examen escrito en español, pero debes recordar siempre que tu camino es otro muy diferente. Con las siguientes líneas nos gustaría aclararte algunas dudas y conceptos erróneos muy habituales que resultan en una gran cantidad de suspensos en el examen de manejo en español en Oregon, a fin de que puedas descartar este tipo de pensamientos. Lee con calma y verás que no hay nada que tener, ¡todo irá bien si pones esfuerzo y usas los tests escritos en español!:

1. Idea de que existe un exceso de temario a memorizar para el examen.
Puede que te asustes un poco al ver tu manual de tránsito del DMV en español por primera vez, es algo que podemos comprender y no supone un gran problema. De hecho, es de lo más normal, puesto que te enfrentas a algo totalmente nuevo en tu vida. Pero tienes que entender que debes comenzar a memorizar y asimilar conceptos para reducir esta cantidad de material desconocido, ¿lo entiendes? Así, cada día puedes dedicar un breve espacio a algo nuevo y ver con el paso de las semanas el avance general, siendo mucho más asequible de este modo.

2. Idea de que el tiempo de preparación para la prueba presencial del DMV de Oregon en español es escaso o insuficiente.
Si te agobia el hecho de que pareces tener demasiadas tareas a completar y nunca encuentras el momento de concentrarte y ponerte a estudiar para tu examen escrito de Oregon en español, no te preocupes. Es precisamente lo que nos ha llevado a crear estos tests de práctica gratuitos sin ningún tipo de horarios ni presiones, de modo que tú puedas ver cuál es el momento que mejor te viene y dedicar unos 5 minutos de tu día a completar un ejercicio. Ahí está el mínimo, que entendemos que es factible para todos, el máximo lo pones tú.

3. Idea de que el test resultará extremadamente sencillo y no hay necesidad en cualquier caso de prepararlo.
Como en cualquier otro aspecto en el que se te presente un reto nuevo, el examen del DMV 2016 en español exige una preparación, disciplina y esfuerzo básicos. No importa si ya tienes conocimientos previos o si el examen escrito de Oregon es tu primer contacto con los vehículos a motor y la normativa vial, en cualquier caso vas a necesitar poner un mínimo de voluntad para lograr tu permiso de tráfico de 2016.

Así que ya sabes, no retrases lo inevitable y comienza con la preparación de tu examen del DMV en español para Oregon. Siguiendo unas sencillas pautas como el trabajo constante y el descanso adecuado, te será mucho más fácil y aumentarás tus posibilidades de pasar la prueba escrita a la primera.

Mucha suerte con todo y que disfrutes, ¡esperamos que vuelvas de tu cita en el DMV de Oregon con muy buenas noticias!